Todo sobre mini cunas, sus alternativas y complementos de cuna para tu bebé

Queremos que encuentres la mejor opción para el descanso de tu bebé junto con los complementos para su cuna o mini cuna. Sigue leyendo y lo descubrirás.

La ropa de cuna que necesitamos para nuestro bebé deberá considerar la temperatura ambiental y la estación del año en la que nos encontremos, entre otros factores que ya mencionamos en nuestro anterior post.

Cuando nace nuestro bebé, necesita encontrarse arropado. Ha estado durante meses en una burbuja de protección y le cuesta separarse del calor que desprenden los brazos de sus padres.

Por eso buscaremos aquella opción que se adapte mejor a la situación familiar a la que se enfrenta. Teniendo en cuenta, si se tiene un hermano/a mayor o animales domésticos en casa. Más adelante os explicamos el por qué.

Mini cunas, moisés o capazos.

En el mercado encontraréis: mini cunas, moisés o capazos, os contamos la diferencia.

En un principio, el capazo o moisés era definido casi de la misma manera como una cesta en la que el capazo disponía de asas para transportarlo y el moisés solo se sostenía sobre una base.

Actualmente, esto ha cambiado y encontramos moisés con bases fijas, con ruedas o sin, que se separan del concepto inicial y se definen como cunas moisés.

La modalidad capazo, no deja de ser una cesta con asas para poder transportar al bebé de un lugar a otro de la casa, que se puede dejar en el suelo o sobre un soporte con patas.

Las mini cunas suelen ser un poco más grandes que los moisés y mucho más grandes que un capazo, presentan así una mejor estabilidad. Estas junto con los moisés ofrecen la comodidad de poder desplazarse al incorporar ruedas y frenos en ellas.

La definición del moisés se ha quedado unificado en muchos casos a la mini cuna, por lo que podríamos decir que son lo mismo actualmente.

Podremos encontrar versiones como el moisés tijera Nature de Petit Praia que como veis se asemeja a la definición de cualquier mini cuna con pocos centímetros de diferencia entre ellos.

Moisés tijera

Cuando al principio del post os indicábamos que habría que buscar la mejor opción según la situación familiar a la que el bebé se enfrentaba. Nos referíamos a que, por ejemplo: los moisés y las mini cunas pueden ofrecer mayor grado de seguridad al tener mayor altura en su base, frente a los capazos. Cuando dentro de la familia ya se dispone de mascotas o hermanos mayores, asomándose para ver al bebé podrían volcarlo.

Aunque los capazos han avanzado también para adaptarse a una mayor seguridad y ya disponen de soportes más seguros de madera que hacen que sea otra opción a escoger. Todo dependerá del espacio del que dispongamos, nuestras preferencias en decoración y el comportamiento familiar frente a la llegada de un nuevo miembro.

Si optáis por comprar mini cunas con barrotes de madera, será necesario su correspondiente protector, también llamado chichonera para que quede protegido de posibles golpes.

Dentro de sus variantes: las mini cunas de colecho con ruedas también disponen de su versión protectora y de la que podréis encontrar su vestidura con tejido 100 % algodón orgánico y de la que nos enamora, en especial, la versión Happy de Casual de color verde menta que incluye la funda nórdica y los protectores.

Otro factor importante es, que en los primeros meses de vida nuestro bebé debe mantener una buena posición durante el sueño e ir cambiando entre toma y toma de leche de lado donde se acuesta, para que su cabeza no quedé deformada si sólo duerme de un mismo lado.

Por lo que iremos alternando la posición del bebé, dejándolo apoyado sobre su oreja derecha en una toma y en la siguiente sobre su oreja izquierda. Para ayudarnos en esta tarea disponemos de los cojines antivuelco si queremos evitar que el bebé se gire.

Opciones adicionales: los nidos para bebés

Otra opción que está en alza son los nidos para bebés que se incorporan a la cama, sobre todo para esos bebés con alta demanda y que continuamente requieren estar enganchados al pecho de su mamá.

Nido

Este accesorio os permitirá mantener al bebé cómodo y seguro en cualquier lugar, ya que una vez lo paséis a una cuna lo podréis aprovechar para su interior, de manera que el bebé se sienta más protegido y acurrucado, e incluso, para jugar con ellos en el suelo cuando empiece su etapa de arrastre o gateo.

Cuando pasar a la cuna

A partir de los seis meses es cuando empezamos a sopesar si deberían ya dormir en una cuna. Todo dependerá de si alarga ya las tomas y nos duerme más horas, lo que haya crecido… Cada bebé es un mundo, pero es a partir de esta etapa que nos lo aconsejan la mayoría de pediatras.

La decisión de escoger el tipo de cuna vendrá muchas veces determinada por el espacio del cual dispongamos.

Os aconsejamos que tengáis en cuenta este factor porque de nada sirve optar por una cuna convertible si luego no tenéis espacio ni para moveros por dentro de la habitación.

Para proteger a nuestro bebé de los barrotes de las cunas debemos disponer de chichoneras y protectores de cuna, como ya hemos mencionado antes con las mini cunas, no debemos pensar que al ser más grandes nuestros pequeños no lo necesitan, son de vital importancia, ya que nuestro pequeño se moverá más por la noche y no queremos que se lastime frente a los barrotes de su cuna nueva.

Protector chichonera para cuna

Podrás encontrar diversidad de modelos en nuestra web para protegerlos. Uno de los más demandados suele ser el que protege todos los laterales de una cuna con medidas 60 x 120 cm, la chichonera versión 360 °. Todos estos artículos son aptos para meter en lavadora sin ningún problema.

Esperamos que os hayamos podido ayudar y que cualquier duda que tengáis contactéis con nosotros.